Materiales y armado

De la configuración y elementos del módulo dependen la durabilidad de la cocina, así como el funcionamiento óptimo de sus elementos. Por eso el diseño del módulo, su construcción y componentes están pensados para que se mantengan como el primer día.

El módulo es la base para una larga vida de la cocina y es el responsable de que las puertas, herrajes y todos los demás elementos funcionen de manera óptima.

Está fabricado en material de 19mm de espesor, lo cual es sinónimo de mayor resistencia, estabilidad y duración.  El tablero está revestido con una melamina de alta densidad tratada para repeler la suciedad y la humedad. Todos los cantos van revestidos en material ABS de 1mm, no contaminante, adheridos con cola PUR, que gracias a su adherencia y resistencia al agua y a la temperatura evitan la hinchazón del tablero o despegado del canto. Es un sistema que respeta además, al máximo, el medioambiente, ya que está libre de formaldehído y disolventes.

Las traseras de los muebles son una parte importante de su estructura. Influyen en su estabilidad y rigidez, colaborando a su escuadría y duración. Su grosor es de 8 mm, garantía para la estabilidad del mueble.

Si además de unos materiales excelentes los muebles están sólidamente armados, tendrán la garantía de una duración extraordinaria sin que se descuadren o sufran movimientos que puedan dejar paso a la humedad, condensaciones o suciedad.

Nuestros muebles incorporan siempre una tapa sobre la que descansa la encimera, excepto en los muebles de fregadero y placa, que llevan un equipamiento específico. Los módulos, formados por dos laterales, base, tapa y trasera, forman un conjunto de gran solidez, indeformable, que evita la entrada de suciedad o agentes agresivos.

Las caracteristicas del sistema de armado se basa en el uso de espigas de 8mm, herrajes especiales para la unión de los elementos y una tapa de refuerzo bajo encimera.

La trasera se adelanta creando una cámara de aire que favorece la ventilación; está alojada en una ranura para conseguir una construcción más sólida.

Módulos

A continuación exponemos algunos de las detalles más característicos e importantes con los que configuramos nuestros muebles, con el fin de dotarlos de la máxima seguridad, resistencia, estabilidad y funcionalidad.

Sistema anti-flexión
Los muebles altos de ancho mayor o igual a 900mm incorporan un sistema específico para impedir que las baldas y bases flexionen con el peso de la vajilla o menaje que almacenan.

Está compuesto de un puntal en acero inoxidable que une techo y base, con soportes intermedios que sirven de apoyo central para los estantes, reforzando su estabilidad. Un perfil situado en la parte superior del mueble refuerza de lado a lado el techo del mueble evitando que flexione. Esta función “antiflexión” se traslada también a los estantes y a la base a través del puntal de acero inoxidable.

Colgadores
Los muebles altos incorporan un sistema que fija los muebles con firmeza, impidiendo que se desplacen o se descuelguen, garantizando la máxima seguridad y comodidad. Pueden aguantar hasta 130 kg por módulo y quedan perfectamente ocultos tras la trasera del mueble, ampliando el espacio de almacenamiento interior y facilitando también la limpieza de éste.

Escurreplatos
El herraje escurreplatos que empleamos de serie es de extraordinaria calidad, robusto y seguro, firmemente anclado de lado a lado, sin necesidad de soportes, que impide que platos y demás piezas se caigan o vuelquen. Con bandeja recoge aguas incorporada. Resistentes a la flexión a plena carga, propiciando un aprovechamiento óptimo del espacio. Disponen además de accesorios para cubiertos. Todo ellos manteniendo la máxima seguridad y estabilidad.

Muebles con cajones
Los cajones son auténticas piezas tecnológicas con movimientos silenciosos y cierre suave y progresivo, dotados de gran estabilidad y resistencia. Son compartimentos casi estancos, donde apenas puede entrar la suciedad o la humedad. Los cajones para cacerolas, de 270 y 405 mm de alto, llevan la trasera de doble altura que el cajón normal, para permitir la fijación de una barra metálica de sección rectangular a cada lado, a modo de cerquillo.

Pueden resistir un peso de hasta 70 kg manteniendo su movimiento progresivo, cierre suave, estabilidad y funcionamiento perfecto. Disponen de un sistema contra el desmontaje accidental del cajón de sus guías. Son fácilmente desmontables y regulables.

Muebles para placa
Los muebles para placa están diseñados para conseguir la máxima resistencia y duración. Utilizando un tubo de aluminio anodizado, que sirve de apoyo a la encimera en la parte delantera del mueble, aportamos robustez al conjunto; y con la trasera recortada en altura favoreceremos la ventilación del interior del mueble.

Muebles para fregadero
Con un sistema de armado muy depurado, los muebles fregadero disponen de una unión muy firme entre los costados y una alta resistencia al peso de la encimera. La base se retranquea para permitir el paso de tomas de lavadoras y lavavajillas (sin necesidad de hacer recortes) y la base en tablero marino revestida con melamina especial lo hace muy resistente a la humedad.

Marco rejilla para horno
Los muebles más expuestos al calor incluyen elementos extra que refuerzan su protección. Los muebles bajos o columna para horno incorporan un marco con rejilla que favorece la ventilación del horno y aísla del calor a los muebles contiguos. Un elemento de diseño propio que rodea completamente el horno evitando así que el calor dañe a los muebles contiguos.

Patas y zócalo
Las patas de nuestros muebles bajos y columnas se fijan en tres puntos, y sobre ellas también se apoya el lateral del mueble. Son regulables en altura.
El zócalo es un elemento de diseño propio, fabricado en aluminio cepillado efecto inox, diseñado para acoplarse a las patas. Dispone de un perfil de estanquidad oculto en el canto inferior. Ambos elementos forman un conjunto muy estable que posibilita que tu cocina pueda permanecer sin alteraciones muchos años.

Muebles para frigorífico integrable
Para proporcionar una mayor resistencia al peso y las humedades en las zonas de aguas o frío, fabricamos las bases de los muebles para fregadero y frigoríficos integrables con tablero marino, muy resistente al ataque de bacterias y hongos que se producen en zonas húmedas. Nuestros muebles para frigoríficos integrables son adaptables a cualquiera de los modelos existentes, y además se incorporan perfectamente con el resto de los muebles de la cocina.

Elementos comunes

Estantes de melamina y portaestantes.
Estantes de 19 mm de espesor con revestimiento de melamina de alta densidad, sin cargas electrostáticas. Portaestantes metálicos con base de apoyo en goma elástica. Un conjunto resistentes y estable, anti-flexión en los de mayor anchura. Textura especial que facilita la limpieza.

equipamiento de serie de cocinas, portaestantes de cristal de muebles de cocina

Estantes de cristal
Todos nuestros muebles vitrina disponen de serie de estantes de luna templada de alta seguridad. En caso de rotura se quiebran en pequeños trozos evitando accidentes a los usuarios de la cocina. Propician un mejor aprovechamiento del espacio y una facil limpieza del interior del mueble.

Bisagras con reglaje tridimensional
Las bisagras son las responsables no sólo del funcionamiento y la apertura de las puertas, sino también de que los muebles queden bien instalados, con todas las puertas alineadas durante toda la vida de la estancia. Disponen de montaje tipo clip, instalación rápida y firme sin necesidad de herramientas, además de regulación en las 3 dimensiones.

cocinas de diseño

Cocinas

Proyectos de hogares y espacios únicos.

muebles de diseño,

Hogares

Espacios para el descanso, la intimidad y que invitan a soñar.

senssia, muebles de cocina, cocinas de diseño, fábrica de cocinas

¿Por qué Senssia?

Algunas razones para confiar en nosotros y escoger una cocina Senssia.